Partida Rol por web

El reto de las Galaxias: "Planeta Hechizado"

Aventura 1

Cargando editor
24/05/2011, 21:07
Director

Realizas la huida hacia la izquierda justo en el momento en que dos naves espaciales te disparan. Fallan. 2 Tor te da rápidamente las instrucciones y conduces la nave a través de una tormenta de disparos. "Ahora hacia la izquierda, jefe" -dice.

Accionas la palanca de mando pero tienes a una de las naves enemigas justo enfrente. Aprietas enseguida el botón de fuego y te marcas un tanto. Sin embargo, cuando quieres apuntar a la siguente nave desaparece de tu vista.

-¿A dónde se fue, Tor?-preguntas.
-Calculando. Debe seguir enfrente de ti. No puede desparecer sí por las buenas -dice.

Un disparo de pulsador sacude la nave.

-¡Alerta! ¡Alerta! Daños graves ocurridos en la nave.
Las luces rojas se encienden y apagan en el pecho de 2 Tor. Es mejor que busquemos un lugar para aterrizar, tenemos que reparar los deperfectos".
-No sé nada acerca del sector, Tor. mira a ver dónde estamos e infórmame.
-Nuestros sensores de astros están dañados. No detecto nuestras posición -contesta.

Intentas entrar en contacto con la Academia Esacial, pero tu videollamada está totalmente gris ¡Te encuentras perdido en el espacio!

Cargando editor
24/05/2011, 21:08
Robot 2-Tor

-Tor, analiza el área y busca planetas donde podamos aterrizar -ordenas.
-Tengo problemas, jefe. No tengo datos sobre los planetas de este sector.
-Consulta los ordenadores de esta nave. Deberían tener información sobre este sector -propones.

2 Tor emite unos alegres pitidos.

-Buena idea, jefe. Aquí hay un mapa de todo este cadrante. -por unos momentos sólo da zumbidos. Ante nosotros hay dos planetas gemelos que tieen nombre pero que nunca han sido explorados. Estarán a la vista en la parte izquierda de la nave.
-Ya los veo -contestas. ¿Cómo se llaman?
-El planeta cubierto de niebla se llama Hing Ar. El planeta rojo es Trilon...

De repente 2 Tor se para y sus luces rojas empiezan a parpadear.

-¡Alerta! ¡Alerta! Nuestro sistema de navegación está fallando. Es mejor que aterricemos rápidamente, sino la nave no responderá a los controles.

 

Notas de juego

-Puedes aterrizar en Hing Ar.

-Puedes aterrizar en Trilon.

Cargando editor
26/05/2011, 22:48
Director

Notas de juego

¿y bien?

Cargando editor
27/05/2011, 20:26
Tessa

Notas de juego

¿Te he comentado la dificultad de las decisiones del libro? 

Cargando editor
28/05/2011, 00:29
Director

Notas de juego

No entiendo a que te refieres [['

Cargando editor
28/05/2011, 15:10
Tessa

-Vamos a a explorar Hing Ar, T-2. Veamos que encontramos alli.-dijo tacando unos botones y algunas palancas, intentando que la nave pudiera aterrizar sin daños alli.

Cargando editor
30/05/2011, 15:24
Director

Te diriges hacia Hing Ar. Es un planeta con un calor muy húmedo y lleno de bosques que han surgido de la lluvia tropical.

-uff... -exclamas cuando tu y 2 Tor pisáis la superficie del planeta. ¿Qué temperatura tenemos?

-120º, jefe, y una humedad relativa del aire del 94%. Necesito lubrificar mis partes motrices o me convertiré en un trasto carcomido y oxidado -informa el robot.

Cubrea a Tor con una ligera capa de aceite lubrificante y luego salís a explorar. El ruido de un motor os detiene.

-Tor, yo pensaba que este planeta estaba vacío. Intenta hacer un análisis en un amplio radio -contestas.

-¡¡Peligro!! ¡Se acerca un vehículo! -las luces de Tor parpadean- escóndete, jefe.

El ruido del motor aumenta al abrirse una colina cercana ¡No es una colina! ¡Es una estructura! Es la apertura de una cueva escondida. Un vehículo sale de ella y pasa directamente por delante de vuestro escondite.

-Tiene que ser una base subterránea -murmuras a 2 Tor. ¿Debería seguir al vehículo o sería mejor entrar en la base?

[7]

Notas de juego

-Puedes seguir al vehículo.

-Puedes intentar entrar en la base.

Cargando editor
30/05/2011, 18:06
Tessa

-No sueñes en ir a la base, debe de estar muy vigilada. Sigamos al vehiculo.-dicho esto, Tessa empieza a seguir corriendo el vehiculo, aunque muchas veces se ve obligada a parar debido al sofocante calor, y por temor a que les vea el conductor.

Cargando editor
01/06/2011, 12:58
Robot 2-Tor

Persigues al vehículo y llegas a una mina que ha sido excavada en plena selva. Unos extraterrestres con los ojos redondos y alas como muerciélagos cargan el vehículo con minerales. Debido a la impaciencia con que intentas aproximarte, prisas una rama. Se rompe y provoca un fuerte ruido. Los extraterrestresempiezan a moverse y corren en todas direcciones. Un grupo de seis exteraterrestres se introduce en la selva y alli se dividen. obviamente te están buscando. tú y 2 Tor os escondéis dentro de ella en lo más espeso del fllaje.

-¡Advertencia! -Tor te emite por telepatía- Extraterreste acercándose. Permanece quieto, jefe.

El extraterrestre se detiene exatamente delante tuyo y mira hacia el interior de la selva. Pasa por la maleza su mano parecida a una pata y falla el dar contigo por muy pocos centímetros. Aparentemente ha terminadosu búsqueda, se da la velta y mira hacia el claro de lamina. Podrías enterarte de más cosas si lograras capturarlo. Pero quizá sea mejor permancer escondido y después escapar.

[64]

Notas de juego

-Puedes permanecer escondido

-Puedes intentar capturar al extraterrestre

Cargando editor
02/06/2011, 20:37
Tessa

-Volvamos a casa, 2-Tor.-dijo asustada. Cada vez se arrepentia mas de haber aceptado la mision. Ahora le daba igual ir de vacaciones o no, solo queria volver a la central. Con cuidado, espero a que el extraterrestre se haya alejado lo suficiente para huir sigilosamente.

Cargando editor
02/06/2011, 21:09
Director

Permaneces escondida. Mientras te camuflas bien entre la maleza, intentando no hacer ningún ruido, un bicho aterriza en tu nariz. Mueves la nariz para intentar deshacerte de él, pero el bicho se agarra bien. Inentas quitártelo solando, pero no sirve de nada. cuanto más quieres quitártelo soplando, más convencido parece qestar de querer quedarse instalado en tu nariz. Las constantes batidas de sus alas y su continuo movimiento en tu nariz casi te hacen estornudar. Luchas contra este riesgo que te delataría e intentas sacudirlo con la mano. El bicho despega de tu nariz, da unas vueltas y vuelve. Una y otra vez lo sacudes con la mano.

Pero siempre vuelve al mismo lugar. Es una tortura. cuando el extraterrestre emprende el camino de vuelta al campamento de los mineros, decides arriesgarte y matar al bicho volador. Los oídos del extraterrestre se percatan. Da la vuelta y te dispara un rayo rojo antes de que puedas levantar tus defensas...