Partida Rol por web

Rodarán Cabezas (HLdCn)

Capítulo 3: El vuelo de la lechuza

Cargando editor
18/08/2014, 01:38
Alguacil Nicholas Webb

Un aldeano se mueve sigilosamente en mitad de la noche. Las paredes tienen oídos. El señor Viktor Raven empaqueta sus pertenencias con sumo cuidado. Coge unas pocas piezas de ropa, comida para un día y baja veloz a su tienda para llevarse la mayor cantidad de libros que pueda consigo. Afuera le espera un caballo atado a un carro donde transportará todo su equipaje. No se quedará de brazos cruzados esperando a que el jinete o sus vecinos le rebanen el cuello, directa o indirectamente. Antes de eso huirá de Sleepy Hollow.

"Tacata tacata", los pasos del caballo resuenan de forma hipnótica por las calles. Las pezuñas del animal chocan contra el empedrado húmedo y barroso. Avanza lo mas lento que puede para no hacer ruido. Lo último que quiere es ser descubierto por los guardias. Llega al puente cubierto que cruza el rio del pueblo. Pronto obtendrá su pase a la libertad. Allí se detiene en seco. Una extraña figura oscura lo espera al otro lado. La niebla de la noche es un poco densa, no le permite visualizar con nitidez a la extraña criatura. No puede ser. Piensa para sus adentros. Viktor abre los ojos como platos. El escritor se queda petrificado, incrédulo ante el demonio que se acerca hacia él. ¡Arre, arre!. Grita con todas sus fuerzas agitando las riendas del caballo. El animal responde a la orden corriendo a toda velocidad hacia el otro extremo del puente. Quizás pueda arrollar al jinete. Ja, eso seria tener demasiada suerte.

El monstruo desenvaina su espada. Ataca sin piedad al animal que cae fulminado en el acto. Abre una brecha en su cráneo partiéndolo en dos sin ningún esfuerzo como si fuera una nuez. La sangre y los sesos se desparraman dejando una imagen rocambolesca. El carro se tuerce hacia un lado y Viktor cae de la misma manera indefenso. La lechuza que transporta en el carro revolotea intranquila dentro de su jaula. Los gritos agónicos del escritor retumban por todo el valle. ¡Auxiliooo, que alguien me ayude!. Los aldeanos que permanecen despiertos escuchan la llamada de socorro. Nadie acude al rescate, ni siquiera los hombres de Webb. El escritor es abandonado a su suerte.

 

 

Al amanecer, un nuevo horror. Todos los acusados se asean y visten para acudir raudos a la mansión del alcalde. Esta vez es el alguacil quien los espera en la puerta de entrada. No hay tiempo que perder. Todos toman asiento. Sophie les ofrece café recién hecho. También porta una bandejita con magdalenas que sobraron del día anterior.

-El alcalde esta demasiado cansado para acudir a la vista esta mañana. Su viejo corazón se ha resentido. Lo recibiremos al anochecer, cuando haya de dictar sentencia. Dicho esto se pasa una mano por la frente. Está visiblemente nervioso. -Un muerto mas que añadir a la lista. ¿Hasta cuándo habremos de soportar esta pesadilla? Si al menos tuviéramos una pista de donde realizan el aquelarre... Se pueden figurar lo que ha ocurrido. Hemos encontrado el cadáver de Viktor Raven. Si... Dice consternado. Decapitado. Al llegar a la escena del crimen los cuervos se habían comido sus ojos. Figúrense señores, ver a un hombre sin glóbulos oculares encharcado en sangre con la cara desencajada y el cuerpo retorcido como un muñeco de goma. El jinete se ha cebado con saña. Nadie merece una muerte tan horrible. Pobre hombre, solo intentaba huir para salvarse. No le culpo por ello. El alguacil permanece unos segundos en silencio, cabizbajo, en señal de respeto al difunto. Parece ser que la lechuza blanca que nos visitó ayer durante el juicio era la mascota del escritor. La dejamos en libertad ahora que su amo ha muerto. Será mejor que encuentren una solución señores, piensen, recuerden si vieron algo sospechoso durante la fiesta. No cesaremos en nuestro empeño de aniquilar a las brujas. Estudien cada palabra de los presentes, cada gesto, el más mínimo detalle, podría darnos la clave.

Cargando editor
18/08/2014, 14:53
Muerto Chester Littlebury

Otra vez lo mismo... Pensó Chester alicaído. Observó la cabeza separada del cuerpo de Viktor con las cuencas oculares vacías mientras intentaba contener las arcadas. -pero... como vamos a encontrar pistas si actúan a través del jinete? hay que encontrar al ladrón de la calavera y para evitar mas muertes.. pero somos demasiados sospechosos... Observó a todos a su alrededor con la esperanza de intentar descubrir algo, no sabía exactamente que pasaba, pero si la leyenda del jinete es cierta el que tenga su cabeza lo controlará. -Y si revisamos las pertenencias de cada uno de nosotros en busca de la calavera? no puedo encontrar otra solución de momento..

Cargando editor
18/08/2014, 15:56
Muerta Elizabeth Seik

Elizabeth frustrada ante tanta catástrofe se dirigió a Abbie en alto y le dijo:

Abbie, ¿tú qué opinas de Rosemary?

Cargando editor
18/08/2014, 16:32
Muerto Ethan Gray

- Otro inocente caído - me santiguo  y hago una oración interna para Raven. Era un tipo peculiar, quizá un poco oscuro, pero no para llegar a la brujería... 

Al escuchar las palabras de Chester me sorprendí. Sospechaba de él, igual que de James. Les encontraba realmente sospechosos, pero la idea no pintaba mal. ¿Quizá me equivoqué al juzgarle? 

- Me parece una idea excelente. Si encontramos la calavera, encontraremos al culpable y con él, sus motivos y posibles cómplices. Sigo pensando que no pudo hacerlo solo. Pero sin pistas, es como jugar a las adivinanzas, con la diferencia que aquí mueren inocentes. 

De golpe recordó las palabras de Abbie y Pope ayer. ¿Y sí era cierto que estaba implicado el alcalde? Era muy sospechoso que después de la siguiente muerte no apareciera. Era duro ver morir a sus ciudadanos pero, más duro era para nosotros acusarnos habiéndonos conocido casi toda la vida. ¿Y el voto de Abbie cambiado? ¿Estarían trucadas las votaciones o Pope tenía razón y alguien intentó salvarme?

- Yo lo único que veo aquí es que alguien esta jugando con nosotros a su juego macabro y yo no estoy dispuesto a morir por sus designios. Si los inocentes no nos ayudamos acabaremos muriendo todos, maldita sea. - dí un golpe sobre la mesa, cabreado e intenté calmarme. Cuando conseguí serenidad tomé uno de los cafés recién hechos y me lo bebí, tranquilamente. 

Cargando editor
18/08/2014, 18:56
Muerta Emma Van Garrett

Que brutal la narración del alguacil, hubiese podido omitir lo de la cuencas vacias..
-Pobre hombre,¿Por qué él? Estaba horrorizado con los hechos, era un gran escritor y lo analizaba todo, Recuérdo a verle visto escribir notas en la fiesta, tal vez si encontramos esas hojas entre sus pértenencias nos den alguna pista o por lo menos sabríamos si había notado algo sospechoso y dejo constancia sobre ello.
Esta situación no puede seguir así, ¿Padre Fray no le comento nada durante la fiesta de lo que anotaba?

Cargando editor
18/08/2014, 19:06
Abigail "Abbie" Irving

Abbie llegó a la casa del alcalde donde se iban congregando las mismas personas que el día anterior, como hormiguitas siguiendo un reguero. - No, las mismas no. Ahora faltan dos. - Pensó con un escalofrío, mirando a los presentes al llegar con los ojos muy abiertos.

Tomó aire lentamente antes de entrar en la sala en la que el alguacil Webb los esperaba. El día anterior había sido muy largo y difícil y tras el grito que había roto el silencio de la noche, la joven no esperaba que este fuese mucho mejor. Y menos después de las palabras de Fray Bernardino durante la misa por los caídos. 

Rechazó con un pequeño ademán el refrigerio que Sophie ofrecía a los presentes y buscó un lugar donde sentarse apartada. Escuchó las palabras del señor Webb y su rostro palideció hasta volverse blanco como el papel mientras el hombre relataba el estado del cadáver con todo lujo de detalles. Tragó saliva conteniendo una náusea al imaginar el terrible fin del escritor y permaneció en silencio hasta que el hombre terminó. Por lo que parecía les esperaba un nuevo juicio como el del día anterior. La perspectiva de terminar como el señor Ramírez hacía que la joven se llenase de temor y sus ojos asustados se dirigían hacia el fraile cada pocos segundos, temiendo que en su locura volviese a señalar a las pelirrojas de la aldea.

Abbie asintió a las palabras del señor Littlebury sobre la calavera, pero antes de que pudiese decir nada en voz alta la señorita Seik la sorprendió dirigiéndose directamente a ella. Parpadeó confusa al escuchar su pregunta y su mirada se posó sobre la pequeña Rosemary durante un instante, con cara de no comprender a qué venía que Elizabeth preguntase su opinión. - Oh... p-pues creo que una niña tan pequeña como ella no... No debería verse obligada a presenciar horrores como los que estamos viviendo, señorita Seik. Creo que d-deberían enviarla con sus padres. - Respondió, con voz vacilante. - Y, sinceramente... - continuó, bajando la mirada- discúlpeme, señorita Seik, pero me extrañó mucho que usted fuese capaz de acusar y votar ayer a una niña tan sólo por no ser del pueblo. No creía que precisamente usted fuese a guiarse de esa manera por una primera impresión. - Los ojos de Abbie se posaron una vez más en el sacerdote y su voz se volvió más quebradiza. - Claro q-que eso no fue lo único que me sorprendió ayer.

Miró entonces al señor Gray y al señor Littlebury.  - Si pudiéramos encontrar esa calavera todo terminaría... Pero no creo que nadie la lleve encima, deberíamos revisar a fondo las casas de todos. Y aún así, podrían haberla escondido en algún otro lugar. - Aportó a la conversación entre los dos hombres, antes de suspirar y bajar los ojos a sus zapatos para quedárselos mirando con aire distante.

Cargando editor
18/08/2014, 20:25
Muerto Isaac Pope

Isaac entra detrás de Abbie sin muchas ganas y al ver a Fray le echa una mirada de cabreo y se pone a escuchar al alguacil.

-Con respecto a los extranjeros, es posible que tengas razón Abbie, yo voté a Emma, aunque más que por ser extrajera, por ser noble y no haberla visto casi por la fiesta, serían casualidades pero... pido disculpas pues debería haberlo pensado mejor. Me dejé llevar por ser jurista y tener importancia...

Se puede observar como su cara pasa ahora a una cara deprimida y de arrepentimiento y Pope se sienta en una silla abatido, sin ganas de hablar más, totalmente desorientado.

Cargando editor
18/08/2014, 20:48
Muerto Isaac Oaks

Isaac se acerca a Emma con el rostro serio y algo apenado por la perdida del panadero aún, mientras intentaba no tropezar con nadie hasta quedar a su lado.

-Siento haberme ido el otro día Srta Emma, pero la situación lo requería. Aun te debo un baile, pero con este panorama me va a ser imposible pensar en otra cosa que no sean los muertos de estos días.

Isaac tomaba un sorbo de su café mientras cerraba los ojos para recordar las últimas palabras que había cruzado con cada uno, debería haberse comportado mejor con Nathan, al fin y al cabo el pobre no merecía una muerte tan horrorosa, morir desangrado por el cuello era rápido, Isaac lo sabía por su profesión, pero ni mucho menos era agradable. De todas formas Isaac estaba aprovechando estos días libres para relajarse y leer sobre su investigación.

Cargando editor
18/08/2014, 20:59
Muerta Elizabeth Seik

Ante la respuesta Abbie que aclaraba sus dudas y estaba segura dijo en alto:

Ahora entiendo todo. No les parece raro que una persona sola lograra robar la calavera. Brujas o no una debe estar ayudando a otra. Se encubren y se defienden. No me tiembla el pulso al decir que la buena de Abbie y la niña buena de Rossemary están juntas y se aman. Que opinaría dios si viera a dos mujeres juntas y además trayendo cosas del infierno.

 

Notas de juego

Recordad en que época estamos.

Cargando editor
18/08/2014, 22:08
Abigail "Abbie" Irving

Abbie levantó la mirada de sus pies al escuchar la nueva acusación rocambolesca que se hacía sobre ella y se quedó mirando a la madame del burdel con la sorpresa reflejada en su rostro. - ¿D-disculpe? - Balbuceó con la voz cargada de incredulidad. Su mirada volvió a dirigirse durante un instante hacia la pequeña con la que la acusaban ahora de mantener relaciones antes de volver a mirar a Elizabeth.

- Ayer Fray Bernardino decía que yo mantenía relaciones con el señor Boone y por eso lo había asesinado al verlo pecar junto al señor Siral... ¿Y hoy no sólo me acusa de ser una bruja, sino que además también dice que mantengo relaciones con una niña que conocí ayer? - Abbie empezaba a sentirse más molesta que triste. Aunque realmente no sabía de qué se sorprendía, siempre la habían mirado con desdén, con sus cabellos rojos era la cabeza de turco perfecta para ese tipo de acusaciones. Pero lo más increíble era que una mujer como la señorita Seik, cuyo libertinaje era por todos conocido, tratase de parecer puritana. - Y ahora apela usted a Dios cuando hace dos noches todos pudimos ver cómo perseguía a la señorita Webb para arrastrarla a su fiesta de pecado carnal junto al señor Boone...  - Añadió con incredulidad.

Las manos de la pelirroja empezaron a temblar y sus ojos asustados buscaron los de Isaac Pope mientras negaba levemente en silencio con la cabeza.

Cargando editor
18/08/2014, 22:34
Muerta Emma Van Garrett

Me acerco a Pope cuando me nombra y escucho sus palabras.

-No te preocupes muchacho, es lógico mal pensar de una forastera que no conoce a nadie en la aldea.
Digo medio en serio medio en broma.-No te sientas mal. Le apreto el hombro con la mano y le hago una mueca graciosa, aunque me pesa esta situación.

Estoy ensimismada en mis pensamientos cuando se me acerca Oaks y me pide disculpas.
-No se disculpe señor Oaks, las circunstancias demandaban su servicio en aquel momento, ya habrá tiempo para el baile.

No puedo evitar escuchar y meterme en la conversación entre Abbie y Elizabeth.
-Srta. Seik basta ya de decir sandeces, ¿Cómo osa usted decir esas barbaridades se una niña como Rosemary? Es usted una enferma si piensa esa cosas! Su antro le esta pervirtiendo la mente que es repugnantemente obscena. Salgo de la habitación llena de furia, no aguanto más acusaciones y esos despropositos sin ton ni son aunque nada tienen que ver conmigo no puedo evitar sentirme molesta.

Cargando editor
18/08/2014, 23:06
Muerto Fray Bernandino Duchamps

El Fraile se santiguo al oir al alguacil,le repugno la descripcion sobre el cadaver y escucho a tento a todos,paso por detras de la Señora Seik y puso su amno en el hombro de ella.

Esta mujer es la araña que teje su tela para usar a todos como marionetas,a usado al sin mente de Pope como un perro que fustoso mueve su rabo al oir sit, a usado a Abby yy ahora que no le sirve la lanza a los leones para implicar a una niña como Rosemary, debemos votar y votaremos ante los ojos de Dios  a la Señora Saik para salvar nuestras almas.

Cargando editor
18/08/2014, 23:20
Rosemary Kenway

Rosemary se había mantenido en silencio durante la misa de la noche anterior. Una vez acabada, se levantó y se fue a la casa de Adele a descansar, ya que no le quedaba otro remedio que quedarse en Sleepy Hollow y no podía volver a casa.

Esa mañana se levanta temprano, se pone un vestido sencillo azul cielo y se dirige de nuevo a la casa del alcalde, pues sabe que no le queda otro remedio que pasar lo mismo que el día anterior. Una vez llega, coge una magdalena que Sophie le ofrece y se sienta en una silla cerca de una ventana a la espera de que al Alguacil haga acto de presencia, con la magdalena en la mano, la cual de vez en cuando le da un pequeño mordisco, más por calmar el hambre que por que le apeteciera. Cuando este viene y dice que esa noche había muerto Viktor Raven, no puede si no sentir una inmensa tristeza. No le conocía, pero estaba triste de que aunque el día anterior habían sacrificado a alguien pensando que era un brujo, no había servido de nada, y otra victima había caído. Se queda en silencio mirando por la ventana pensando en que se tenía que haber quedado en la ciudad con su padre, allí no habían estas leyendas absurdas y que encima parece ser que había gente que se aprovechaban de ellas para matar a otros.

Tras los murmullos de gente hablando entre ellos, escucha la voz de Elizabeth, la cual el día anterior le había mirado con desprecio y la había votado, preguntándole a Abbie por ella misma. Mira a la joven pelirroja, ladea la cabeza y arquea una ceja. Le sorprende ya que no había mantenido ningún tipo de conversación con ella, por lo que le preguntase le parece un tanto extraño. Finalmente asiente ante lo que dice Abbie, la había votado el día anterior sin ninguna escusa, aunque ella también la había votado. Niega con la cabeza e ignora a Elizabeth y empieza a escuchar a los demás.

Entonces escucha de nuevo la voz de Elizabeth acusándolas de amarse. Mira a Abbie, luego a Elizabeth, de nuevo a Abbie y finalmente a Elizabeth.

-¿Pero que dice usted? ¿La muerte de su supuesto amado le ha trastocado la cabeza? Primero me vota sin motivo alguno, simplemente por ser forastera, ¿y ahora me acusa de tener una relación con alguien a quien no conozco de nada? Disculpe, pero creo que está empezando a delirar un poco. Debería de ir al medico y que la miren, porque lo suyo no es normal. 

Se dirige hacia fuera de la sala cuando entra el Fray y acusa abiertamente a Elizabeth, entonces se queda parada mirandolos esperando a ver que pasa.

Cargando editor
19/08/2014, 14:07
Muerta Elizabeth Seik

Cuando el Fray le posó su mano en su hombro y comenzó a hablar Elizabeth le apartó la mano. Luego dijo a todos sin importar lo que pensasen o dijeran ya que el peor castigo que le podían imponer era su más placentero reencuentro con Seraphim:

Yo las enamoré por medio de un elixir sin saber que una era una bruja. Pero ahora me doy cuenta que una de ellas no estuvo con nadie después de la fiesta y no estoy segura de la otra. Se defienden y se protegen por eso.

Cargando editor
19/08/2014, 14:25
Rosemary Kenway

Se queda mirando a Elizabeth con los ojos de par en par cuando dice lo del elixir, parpadea rápidamente, frunce el ceño y niega con la cabeza.

-¿Pero que estas diciendo? ¿Estás diciendo que has usado un elixir? ¡Entonces eres tu la bruja! Encima dices que nosotras, que ni hemos hablado, nos defendemos. -niega con la cabeza- Estás acusándome a mi para esconder tus verdaderas intenciones y liberarte de la acusación del Fray, que ya lo ha hecho dos veces. 

Se sienta en una silla negando de nuevo con la cabeza. Coge la magdalena que había dejado antes y se la come tan tranquila, el día anterior la había votado porque ella le había votado, pero ahora estaba más que segura que ella era una bruja y solo quería hacerle daño.

Cargando editor
19/08/2014, 20:03
Muerto James Hancock

Un nuevo asesinato al que precede un nuevo juicio. Al menos esta vez parecía que alguien había reunido suficientes elementos de juicio para no acusar completamente a ciegas o que intentaba desquitar sus rencillas personales utilizándonos.

—¿Por qué está tan convencida de que la pequeña Kenwey es uno de los conspiradores, señorita Seik? No le di importancia a sus inquinas ayer, ya que la mano de todos, menos la de los culpables, se guiaba en las penumbras; pero su insistencia y el develamiento que ha hecho sobre su propia persona, enervando aún más al bilioso fray Duchamps, provocan inevitablemente en mí la curiosidad. ¿En qué basa su señalamiento?

Cargando editor
20/08/2014, 12:47
Muerto Isaac Oaks

—¿Por qué está tan convencida de que la pequeña Kenwey es uno de los conspiradores, señorita Seik?

 -Perdone que me entrometa en la conversación pero si existiese una entidad maligna, cosa poco probable, se disfrazaría de una pequeña niña de la que nadie dudaría de su inocencia, aún así opino que la joven Kenway no tiene nada que ver con lo sucedido, y respecto a la pregunta de la señorita sobre si Fray ha ido al médico puedo asegurar que si, y en mi opinión no puedo asegurar que en este momento esté cuerdo, más bien parece estar semi-loco, actúa acusando a los demás, no importa quien sea, él lo acusa... ¿Y si es usted el culpable Fray?

Isaac al decir esto había señalado con el dedo directamente a Fray, sin importarle lo que la gente pudiese decir de tal atrevimiento a Fray, pero Isaac nunca se andaba con cuidado, si pensaba en algo lo tenía que decir. Luego continuó hablando:

-Es usted quien sabe más sobre esas supuestas brujas, al fin y al cabo usted ha tenido que leer sobre eso para tener su trasero en la cómoda silla de esta capilla, nadie sabe lo que usted hace aquí cuando no hay nadie y le recuerdo que la primera muerte fue de una persona muy cercana a usted.

Cargando editor
20/08/2014, 12:59
Muerta Lucretzia Andersen

La joven había pasado una horrible noche, había dormido a saltos y en resumidas cuentas prácticamente no había descansado nada de nada. Cuando los rayos del alba asomaron por la ventana, la joven seguía con los ojos bien abiertos, por lo que sin mas dilación se levantó de la cama y se preparó para otro largo día de acusaciones sin sentido o al menos eso creía ella.

Después de servirse un par de tasas de café y de haber limpiado su casa, se puso un vestido poco ostentoso, uno mas bien de color rosa pálido igual que sus mejillas, y recogiendo su pelo en una media cola salio de su casa , para ponerse en marcha hasta la el sitio donde eran requeridos.

Cuando llegó muchos, por no decir todos estaban ya reunidos y esperando saber porque se les volvía a convocar, las noticias sobre el repentino resentimiento que había sufrido la salud de alcalde le llamo la atención, no tanto por el hecho en si, ya que el hombre ya era mayor ,sino porque  de haber sido otro el que se hubiese quedado en casa, sería el blanco inmediato de muchas de las acusaciones.

El relato de la horrible muerte de Raven le pareció morboso en demasía, no había necesidad de dar tanto detalle que no servía para nada, y aunque parecía que la cosa no podía pintar peor, estaba muy equivocada.

Escuchó la idea de Littlebury y Abbie, que fueron las únicas a las que encontró sentido, y cuando estuvo a punto de abrir la boca ,el Frayle y La señorita Seik de dedicaron a montar un espectáculo de lo mas lamentable.

Por el amor de Dios, queréis parar con toda esta locura de una vez.- no reconoció su voz cuando la alzo para hacerse escuchar, pero estaba cansada de tanta estupidez y sobretodo de tanta muerte de inocentes - Las únicas personas que han dado una idea son Abbie y el señor Littlebury, así que creo que lo mejor será revisar la casa de cada uno de nosotros, incluyendo parroquia y la casa del alcalde quizás así podamos terminar con esta matanza.

Cuando terminó de hablar volvió a meterse en sus pensamientos, no pensaba juzgar a nadie por lo que hiciera en su vida privada, como lo hacían con la Señorita Seik,eso era lo que menos le importaba, teniendo en cuenta que había un asesino suelto.

Cargando editor
20/08/2014, 13:54
Abigail "Abbie" Irving

Abbie todavía miró a Isaac Pope unos segundos más, con la pequeña esperanza de que él le dedicase algún gesto de ánimo, pero el joven parecía distraído y la voz del fraile, sonora y poderosa, llamó su atención. Escuchó cómo el hombre volvía a señalar a la señorita Seik como el día anterior en la misa y cómo ella hablaba de nuevo. Los ojos de Abbie se posaron en ella reflejando incredulidad y al escuchar la pregunta del señor Hancock se quedó mirándola, esperando una respuesta por su parte, pues ella también se preguntaba de dónde se sacaba esa mujer base para sus acusaciones. 

Finalmente y viendo que ella también guardaba silencio, la pelirroja se puso en pie y habló con voz tímida. - N-no termino de entender por qué a todos parece importarles mi vida privada... - Suspiró y sus ojos se dirigieron una vez más a sus zapatos mientras sus mejillas empezaban a sonrojarse. - P-pero puedo jurar ante Dios que nunca he mantenido relaciones libidinosas ni pecaminosas con nadie. - Levantó la vista para mirar durante un instante al fraile. - Ni con el señor Boone - sus ojos se dirigieron entonces a la señorita Seik-, ni con esa niña. - Hizo un pequeño ademán hacia Rosemary. - Mi doncellez sigue intacta.  - Terminó, mientras sus mejillas acababan de ruborizarse por completo.

Tomó aire antes de seguir hablando y sus ojos se dirigieron una vez más hacia Isaac P durante un breve instante. Hizo un esfuerzo por centrar su mirada y hablar con la mayor claridad que podía. - Pero... aunque no fuese así y... y repito que no creo que eso sea de la incumbencia de nadie... N-no veo la relación entre que la niña y yo tuviéramos algún tipo de amistad y la brujería. - Volvió a mirar al sacerdote. - Y juro también ante Dios que por supuesto que no he traído ninguna cosa del infierno a Sleepy Hollow, ni he robado esa calavera, ni formo parte de ningún aquelarre, ni he matado a nadie.

Miró una vez más a Elizabeth mientras negaba con incredulidad. - No sé qué la ha llevado a inventar esas cosas sobre mí, señorita. - Dijo, con molestia y la voz afectada. - No sé si quiere escapar de las acusaciones de Fray Bernardino poniendo a otros en la guillotina, si está celosa de las atenciones que me ha dedicado el señor Pope, o si su mente ha enloquecido tras la vida llena de pecados que ha mantenido hasta ahora... Pero sepa que gracias a usted ya no tengo dudas sobre a quien votar hoy

Apartó la mirada de la mujer y volvió a sentarse junto a Isaac, dejando que sus ojos recorriesen el salón y los presentes uno a uno. Se detuvo mirando algunos segundos a los que habían guardado silencio desde que habían llegado: la señorita Webb y el doctor Camper. Ambos parecían haber enmudecido por completo y apenas recordaba la última vez que había oído su voz. Tras detener sus ojos en ellos volvió a mirar al suelo y suspiró quedamente mientras su mirada se desenfocaba y se volvía ausente. Estaba agotada después de dar tantas explicaciones en público. Si el día anterior había sido horrible, este estaba siendo aún peor. Llevó una mano a sus cabellos en un gesto nervioso, tratando de esconder su color bajo el pañuelo marrón que llevaba. 

Al escuchar a Lucretzia levantó la vista y asintió con la cabeza mientras volvía a hablar con timidez. - La señorita Andersen tiene razón. Deberíamos dejar a un lado los cotilleos de salón y las acusaciones absurdas y movernos para encontrar a los asesinos. Y deberíamos revisar las casas de todos cuanto antes, pues si nos dispersamos cuando se disuelva esta reunión, estaremos dando tiempo a los brujos a esconder la calavera en otro lugar, si es que no lo han hecho ya.

Cargando editor
20/08/2014, 15:20
Muerto Fray Bernandino Duchamps

Señor Oaks, aunque sea hombre de dios,tambien soy un ilustrado,conozco a los grandes pensadores,se dicernir entre politica,ciencia y religion,asi que si acuso es bajo mis fundamentos de raciocinio,acepto que mis modos no son los que se espera de alguien de mi condicion,pero normalmente los frailes con muertos de hambre se incultos,asi que me muy Señor mio base en algo sus acusaciones o vaya a usar sanguijuelas a otro ricachon con gota.