Partidas

  • En juego
    • Director (0)
    • Jugador (5)
  • En pausa
    • Director (0)
    • Jugador (2)
  • Finalizadas
    • Director (0)
    • Jugador (2)

Partidas como director en juego

Partidas como director en pausa

Partidas como director finalizadas

Partidas como jugador en juego

Z corps

Z corps

Partida de iniciacion al sistema y mundo Z-corps.

Ver la partida

Oro y Sangre

Oro y Sangre

Las noches de Madrid están repletas de tentaciones, hilos, conspiraciones y sangre.

Los vástagos expanden sus garras por la capital de España. Todos quieren mover su ficha en el juego al mismo tiempo que llenan su camino de sangre. La cuestión es, ¿quién mueve en verdad las fichas? ¿Quién mueve los hilos? Y sobre todo, ¿qué hilos serán cortados esta noche?

Tal vez sean los tuyos... O tal vez seas tú la mano que sujeta esas tijeras... Solo las noches contestarán a las preguntas. 

Ver la partida

You only die once

You only die once

Los cereales devolvieron la mirada a Cindy aquel martes, al igual que cada día. La chica se encontraba hastiada de su rutina, de su carrera, de su familia, de todo. Cada día le costaba más levantarse y le veía menos sentido a su vida. Desde que su pareja la abandonó todo se había vuelto cuesta arriba. La muy cabrona la había dejado por un capullo pijo. Aunque ya habían pasado varios meses de aquello no podía sacársela de la cabeza. Todo a su alrededor la recordaba a ella, incluso aquellos tristes cereales que tanto le gustaban. Apartó la caja de un empujón antes de tirar lo que le quedaba de la taza por el fregadero. No tenía hambre. En los últimos meses había perdido peso, pero simplemente no tenía ganas de comer.

Se fue al baño, se quitó la ropa sin ganas y entró en la ducha. El agua conseguía apartarla de los pensamientos negativos que la invadían, era el único momento del día en el que su mente se relajaba y los pensamientos negativos la abandonaban. Cerró los ojos y exhaló con fuerza, soltando una pequeña parte de la tensión que llevaba acumulada en sus músculos. Poco a poco los pensamientos negativos fueron disipándose. Su mente, que durante un instante se había quedado en blanco, la llevó a un lugar que conocía bien. Era una pequeña playa de arena negra en tenerife donde la familia solía veranear cuando ella era pequeña y su madre aún vivía. Sonrió inconscientemente antes de sarse cuenta de que algo iba mal.

La ducha se había apagado de golpe y en vez de escuchar el agua cayendo del cabezal podía escuchar voces cercanas susurrando. Además, una corriente de aire de aire erizó el bello de sus extremidades. Abrió los ojos y miró alrededor, desconcertada. Notó el inconfundible tacto de la arena en los pies. Tardó varios segundos en darse cuenta de que se encontraba en la playa solía veranear la familia. Los pocos madrugadores que paseaban por la playa cuchicheaban entre sí, señalándola. Vio a un chico sacando el móvil y ponerse a grabarla.

Fue entonces cuando reaccionó. Su primer impulso fue taparse el pecho y la entrepierna. Notó como su respiración se aceleraba y pudo sentir su corazón latiendo con fuerza. Estaba desnuda en la playa, ¿pero como había llegado allí? No tuvo tiempo para pensar en ello. Tras lanzar varias miradas desesperadas a la gente a su alrededor y volver a ver el móvil enfocándola echó a correr hacia el mar.

Ver la partida

Dragon Age: Maldición Dalishana

Dragon Age: Maldición Dalishana

La pequeña aldea de Vintiver en la frontera de Ferelden con el bosque de Brecilia sufre continuos ataques contra el ganado y sus gentes, nadie conoce el motivo, pero entre los aldeanos corre el rumor de que es culpa de los elfos dalishanos que les lanzaron una maldición.

Ver la partida

Rosas desde las cenizas

Rosas desde las cenizas

Viernes, 13 de Noviembre de 1918.

Amor,

Vuelvo a casa. Ya hace dos días que la paz viene corriendo desde Alemania y no me ha faltado tiempo para olvidar cuanto he poseído en estas tierras y lanzarme a la carrera de vuelta a ti.

Ahora, y antes de que llegue a casa, vas a saber todo acerca de lo que ha ocurrido aquí. Sé que te llevarás una gran sorpresa cuando te llegue esta carta... Y por más que la sorpresa sea el carmín que más favorece a tus labios no puedo esperar a verte para hablarte. Porqué si no supieras de mí, ni yo que me sabes en camino, sin una promesa que mantener desfallecería y fracasaría.

Quizá te gustara saber como está el ánimo de los hombres aquí. Bien, la verdad es que como te dije antes en otras misivas todo el mundo está totalmente harto y a ninguno le queda nada de lo que se conoce como patriotismo. A nadie le importa un rábano si Alemania tiene Alsacia, Bélgica o Francia. Lo único que quiere todo el mundo es irse a casa, cuanto antes y el primero. Especialmente aquellos a quienes todavía nos queda a quién. Esta es honestamente la verdad, y cualquiera que haya estado aquí en los últimos meses te dirá lo mismo.

De hecho, y esto no es una exageración, la mayor esperanza de la gran mayoría de los hombres han sido que los disturbios y las protestas en casa obliguen al gobierno a reclamarnos, no la paz que ha terminado llegando antes de que se agotara el orgullo de nuestro Rey.

Pero finalmente regresamos. Yo también, puedo añadir, he perdido prácticamente todo el patriotismo que me quedaba, y solo me ha mantenido el pensar en todos los que estáis allí, todos a los que amo y que confían en mí para que contribuyera al esfuerzo necesario para vuestra seguridad y libertad.

En cuanto a la religión, que Dios me perdone, pero no es algo que ocupe ni uno entre un millón de todos los pensamientos de los hombres aquí. Pero que te bendiga amor, y a todos los que amo y me aman, y que me acompañe en el viaje de vuelta a vosotros.

Ver la partida

Partidas como jugador en pausa

La Villa de los Malditos

La Villa de los Malditos

En la villa de Andaril se ha desatado el infierno. Una maldición ha caído sobre este Lugar antes santo, haciendo que los muertos se levanten para devorar la carne de los vivos. ¿Podrás sobrevivir a la noche de Andaril?

Ver la partida

Tormenta de Reyes

Tormenta de Reyes

Nos encontramos en Anvox, pequeño pueblo  perteneciente a la ciudad de Zenres, al este de los Reinos Fronterizos. Es la última ciudad antes de llegar a las Montañas del Fin del Mundo a la altura del Paso del Perro Loco hacia las peligrosas Tierras Oscuras.

Ver la partida

Partidas como jugador finalizadas

FATAL: Tallercico loco [18+]

FATAL: Tallercico loco [18+]

Taller de FATAL, el peor juego de rol jamás revieweado en los internés. Aprenderemos a generar fichas, y a flipar con los delirios de un matematico estadistico al que le dejaron editar su propio juego de rol. No se admiten VIPS. Partida para mayorcetes.

Ver la partida

(LCdVM) El Filo Sangriento

(LCdVM) El Filo Sangriento

En el pueblo de Peakland situado en las Montañas Grises, celebran como cada año el Día de Argus, una fiesta en honor del célebre héroe que detuvo un ¡waagh! de pieles verdes en el Desfiladero de las Rocas de Cristal.

Ver la partida