Partida Rol por web

Von der Dunkelheit und Reißzähne

Acto 1: El despertar a la oscuridad.

Cargando editor
Elizabeth Lindemann Cargando pj
20464/10430717
13/11/2013, 19:37
Elizabeth Lindemann

Notas de juego

¿Cómo se hacen las tiradas de vicisitud?

Como las que hiciste antes, Alteracion Corporal + Destreza, dif 8. Recorda los bonus posibles

+1 dado de absorcion de daño, +1 de fuerza en un miembro, o +1 nivel de salud

Si ademas haces alteraciones solo para deformar, a nivel artistico, la dificultad es entre 5 y 9, segun el nivel de detalle que le quieras dar. no cuentan para el limite

A Alexia podes pedirle dos alteraciones oseas, como pueden ser pinchos en los nudillos, cuernos, garras, o pinchos a lo escama en el cuerpo del chico. Tambien pueden ser otras de tu invencion, solo preguntame, pero basicamente es darle cualquier nueva forma posible a los huesos.

Cargando editor
Elizabeth Lindemann Cargando pj
20464/10434805
14/11/2013, 18:30
Elizabeth Lindemann

Traté durante horas de hacer alguna modificación al chico pero simplemente no pude, no logré nada. Así que pasé. Realmente no tenía muchas ganas de seguir siendo una muerta, así que me daba totalmente igual. Si mi vida iba a seguir como estaba siendo ahora, no quería seguir en este mundo. Me daba igual morir, aunque técnicamente ya estaba muerta.

Miré a Alexia con seriedad, podría pedirle dos modificaciones simples. Me mantuve pensativa, a ella al menos le saldría bien. Aunque pensándolo mejor ¿para qué? si no quería seguir en este mundo lo más fácil era pasar de todo y presentarme tal cual ante el supuesto jefe o lo que fuese a lo que me iban a presentar. Ni siquiera iba a poder vengarme decentemente de mis amigas ¿acaso podría luchar contra Alexia? Ladeé la cabeza. Evidentemente, no.

Lo dejo, no puedo hacer nada más. No lo domino lo suficiente. Lo siento. Me voy a la ducha.

No quería ganarme una tortura, solo quería morir rápidamente. Por lo que decidí ir a ducharme y pedirle un vestido negro simple a Alexia. No quería nada más.

- Tiradas (2)

Motivo: Alt+des

Dificultad: 8

Tirada (5 dados): 5, 9, 1, 10, 1

Éxitos: 0 Fallo

Motivo: Alt+des

Dificultad: 8

Tirada (5 dados): 7, 6, 6, 4, 5

Éxitos: 0 Fallo

Cargando editor
Director Cargando pj
20464/10441968
16/11/2013, 21:23
Director

Alexia no dice nada. Pero su ceño fruncido es cuanto necesitas para saber lo que piensa. Con un gesto aburrido, apoya su mano en la cara del pequeño y le borra las facciones, tapandolas con piel. Lo oyes asfixiarse y morir antes de que termines de desvestirte para entrar a la ducha...


Con un ceñido y elegante vestido negro pues, y zapatos acordes, eres llevada a la presencia del Conde. Es la primer vez que abandonas las habitaciones de Alexia, y resulta algo... extraño. No hay dolor ni elementos de tortura, ghouls deformes rondando, nada. Solo las paredes de una elegante mansion señorial, cuyo decorado combina cosas de principios de siglo con detalles mas modernos. Todo elegante, limpio, ordenado.

Las ventanas revelan un intenso follaje. Al mirar al exterior, la noche te revela un panorama salvaje, iluminado solo por la luna y las estrellas. Estas en un segundo piso, pero todo lo que ves (casi que adivinas) mas alla es campo, arboles, hierbas... No hay una sola luz electrica en todo lo que alcanza la vista, salvo las de la misma mansion. Nada en un patio, al menos de este lado, ni decorados, solo... nada. La casona esta en medio de alguna parte de las extensas praderas argentinas, es cuanto puedes deducir.

El conde te espera en una sala algo mas oscurecida, iluminada solo con velas, a pesar de tener luces modernas. Hay varias personas ademas de el. Un par de mujeres, una de ellas con el cabello blanco. Tres o cuatro hombres. Todos visten formal, salvo por tu sire, quien se mantiene fiel a su cuero apretado y breve. No obstante, lo mas llamativo es una muchacha que cuelga sobre la mesa de un pie, sujeta al techo por una casi invisible cadena. Se retuerce y gime quedamente... 

Sus brazos quedan a la altura de los comensales, y de ellos se van derramando derramando finos hilillos de sangre, que son recibidos sobre las copas del que desee servirse. Todas las charlas se detienen cuando llegas, no obstante, y podes sentir multiples ojos fijos en tu figura...

Cargando editor
Alexia Cargando pj
20464/10441977
16/11/2013, 21:40
Alexia

Te mira. Tiene los rojos labios fruncidos prietamente. Pestañea, como aclarando el ya limpido azul de su mirada, y niega con la cabeza.

Mas enseguida camina hacia la cabecera libre de la mesa, donde hace una profunda reverencia, educada a la par que reveladora en todos sus encantos femeninos apenas disimulados.

-Mi señor. Su fiel chiquilla cumple su palabra. Como le prometiera, aqui le traigo a mi progenie, Elizabet. Adelante, pequeña. Presentate.

Cargando editor
Elizabeth Lindemann Cargando pj
20464/10454148
20/11/2013, 10:55
Elizabeth Lindemann

Lo prefería así, no quería hacer sufrir al chico y Alexia terminó con su vida. Me daba pena por el pequeño, pero no creí que fuese capaz de soportar todas las torturas que Alexia me habría pedido que le hiciese. No pasó mucho tiempo cuando, ya lista, pasé por delante de la habitación donde yacía el pequeño. Cerré los ojos y seguí andando, sin darle importancia. Suspiré y seguí a mi sire por aquel lugar que, para mi sorpresa, era bastante agradable. Apreté los puños, no sabía qué iba a ocurrir ni tampoco qué me iban a preguntar ni lo que me iban a decir. 

Al fin llegamos y relajé los músculos, mostrando mi rostro neutro, sin sonrisas ni ira ni nada, totalmente neutro. Miré al cuerpo que colgaba del techo durante un leve segundo, disimulando con gran habilidad mi disgusto por ello. Imité a Alexia e hice una reverencia. No sabía cómo presentarme, tampoco quería hablar demasiado, por lo que me mantuve en lo obvio, solo daría más detalles si me lo pidiesen o preguntasen algo más concreto.

Señor, es un honor conocerle. Soy Elizabeth Lindemann, progenie de mi sire Alexia.

Cargando editor
El Conde Cargando pj
20464/10462161
22/11/2013, 05:10
El Conde

El joven y apuesto hombre que domina la mesa hace un leve gesto, indicandote la otra cabecera. Rapidamente los demas se ponen en marcha. Mientras Alexia te ayuda a sentarte, la mujer de pelo blanco te sirve una copa de roja vitae, escurrida de la infeliz que cuelga en el techo. Los demas retiran sus sillas y se abren, formando un abanico en torno al conde, una especie de consejo, todo el cual te observa. 

Una vez sentada, servida, recien entonces, él habla. Su voz es rica, modulada, indudablemente extranjera. 

-Buenas noches. Soy el Conde August Zawazdki, lider de los Perros de la Guerra...+abre las manos, indicando a las personas que se despliegan en torno a el, a las cuales ahora se ha unido Alexia y la de cabello blanco.+Has pasado dias interesantes sin duda, en compania de Alexia. ¿Que impresion te ha quedado de esa breve probada de  la vida vampirica?

Cargando editor
Elizabeth Lindemann Cargando pj
20464/10477520
26/11/2013, 22:59
Elizabeth Lindemann

Mis recuerdos pasaron por mi mente cual película de terror. La sangre, el dolor, los restos de cuerpos por el suelo, la llegada de Liz, la herida de debajo de mi pecho, las muertes que había provocado... Bebí un leve sorbo y miré al conde, tratando de ser sensata y educada.

- Cierto es que dicha probada ha sido breve y corta, de hecho no me controlo a mí misma aún, no tengo experiencia suficiente para hacer bien las cosas. Discúlpeme por ello, supongo que otros recién... - busqué la palabra adecuada en mi mente - convertidos al vampirismo tengan más dotes que yo y más capacidad para ello. Pero no puedo negar que con más práctica y aprendizaje puedo mejorar mucho más de lo que puede creerse. Ahora sé que en este mundo no sirven las debilidades ni las dudas, que las decisiones deben ser rápidas y los actos precisos y directos. Es lo único que puedo decir. - miré mi copa, rozando mi dedo índice por su dorso y volví a mirar al conde - Por ahora.

Cargando editor
El Conde Cargando pj
20464/10479832
27/11/2013, 15:47
El Conde

No ves ni el menor asomo de una sonrisa en las caras frente a vos. Tambien notas que no parecen mirarte directamente sino a alguien o algo ligeramente a tu lado. Pero la voz del Conde resuena nuevamente, mientras el sabor de la calida vitae de la chica se derrama en tu boca.

-Equivocada estas si crees que esto se trata de decisiones rapidas y actos inmediatos. Eso puede aplicarse a las manadas errantes, o a los vampiros solitarios. Pero esta manada ha existido desde que mi sire, el gran Conde Bratovich, nos trajera hace mas de un siglo desde la madre patria. Si hemos perseverado aun luego de las purgas de la Camarilla, es porque meditamos cada paso con cuidado, actuamos cautelosos, y cuidamos nuestra imagen. Los que no lo entienden perecen, a manos de nuestros enemigos... o de las nuestras. Despues de todo, el que arriesga nuestra cubierta, nos arriesga a todos. No podemos tolerar a los jovenes necios de hoy dia, ni mostrar piedad a su estupidez.

Aprieta los labios levemente.

-Hay un factor mas. Cada quien de los presentes, se ha especializado en algunas habilidades o aptitudes, que le hacen valioso.¿En que crees que podras ser util a nuestro grupo? ¿Cuales son tus fuertes?