Partida Rol por web

Dhaeva 2: El Caballero de las Tinieblas.

Transilvania 1) Alba Iulia: Castillo de Balgrad. - Barracones.

Cargando editor
Guardia ducal Hakir. Cargando pj
18624/12326158
09/04/2015, 12:17
Guardia ducal Hakir.

Alcé una ceja, aunque tal gesto seguramente sería poco visible en la penumbra del lugar y bajo mi casco y rostro aún ensangrentados. Tuve la precaución de caminar dejando paso a los demás, para que estos no tuvieran problema en adelantarme. Escuché las palabras de Itsvan y reí. No creí que en aquel entorno la risa tuviera lugar, pero reí.

- No temas por mí ni por los barracones. Ve! - Le dije como respuesta, con la cordialidad de quien ha luchado codo con codo.

Permití que salieran todos los guardias, para salir a su vez tras ellos. No me quedaría postrado, quería ver qué sucedía. Si no podía hacer nada físicamente, por lo menos mis ojos permanecerían abiertos en un lugar donde poder alertar, de ser necesario.

Así, salí al patio, dejando los barracones a mis espaldas.

Notas de juego

Al patio, como el último de los hombres.

Cargando editor
T01: CASTILLO DE BALGRAD: Barracones. Cargando pj
18624/12331269
10/04/2015, 17:24
T01: CASTILLO DE BALGRAD: Barracones.

- Doce guardias ducales salen al Patio, incluyendo a Itsvan y Hakir.

Notas de juego

// Salen de escena: Diez guardias, Itsvan, Hakir. - Siguen en: Patio del Castillo.

Cargando editor
EL TIEMPO TODO LO VENCE. Cargando pj
18624/12373648
22/04/2015, 22:03
EL TIEMPO TODO LO VENCE.

UNA DE LA MADRUGADA.

SEIS DE MAYO DEL AÑO DE NUESTRO SEÑOR DE NOVECIENTOS CINCUENTA Y OCHO.

Cargando editor
T01: CASTILLO DE BALGRAD: Barracones. Cargando pj
18624/12373650
22/04/2015, 22:04
T01: CASTILLO DE BALGRAD: Barracones.

- Hakir regresa a los Barracones.

Notas de juego

// Entra en escena: Hakir. - Procede de: Patio del Castillo.

Cargando editor
Guardia ducal Hakir. Cargando pj
18624/12378513
24/04/2015, 09:30
Guardia ducal Hakir.

Como pude, me eché en mi camastro. Las palabras del Capitán me relajaron, pues si realmente los enemigos habían muerto y la guardia hasta el alba era sólo un elemento de precaución, lo peor había pasado y, contra todo pronóstico, habíamos sobrevivido.

Aunque ahora me quedaba otra guerra que librar, la de la recuperación de mis heridas. Había visto a muchos morir por heridas menos profundas. Recé por que la ponzoña de las miasmas me respetase, aunque sin mucha convicción.

A penas me dejé caer en el catre, me abandoné al descanso.

Cargando editor
EL TIEMPO TODO LO VENCE. Cargando pj
18624/12406129
02/05/2015, 14:06
EL TIEMPO TODO LO VENCE.

SEGUNDA HORA DE LA MADRUGADA.

SEIS DE MAYO DEL AÑO DE NUESTRO SEÑOR DE NOVECIENTOS CINCUENTA Y OCHO.